jueves, 15 de mayo de 2014

“El secreto” y la filosofía new-age de Rhonda Byrne


Recientemente vi el documental del best-seller “El secreto” (2006), famoso libro de autoayuda / psicología / filosofía new-age escrito por Rhonda Byrne. Iba a hacer un mini-review en mi sección de críticas de películas, pero cuanto más la pensaba, más me daba cuenta que no iba a ser suficiente para comentar una opinión más o menos completa de las ideas de Byrne.

No leí el libro (ni creo hacerlo) pero el documental, de 1 hora y 40 minutos, parece dar un buen pantallazo de la propuesta de la autora. Muestra entrevistas de filósofos, gurús y científicos que se intercalan con algunos ejemplos de la vida cotidiana. 

Si quieren mirar el documental antes de leer mi nota, se los comparto de Youtubehttp://youtu.be/rCWxxgPeeu4

¿Qué es “el secreto”? #SpoilerAlert. El secreto es la llamada “Ley de la Atracción” (que, de ninguna manera, es una ley). Es la idea de que uno, similar a un imán, atrae a su vida todo lo que genera: tanto lo positivo como lo negativo. Como si la vida fuera una suerte de espejo.

Para los seguidores de esta Ley de la Atracción, el Universo entero está conectado y es comandado por una mente más o menos racional (lo que, técnicamente, se conoce como panteísmo). El mundo entero, dicen, está vivo y tiene un alma cósmica que lo encadenada todo, lo relaciona todo. “Todo sucede porque nosotros lo hacemos suceder”.

La premisa es que el universo actúa parecido a un genio que concede todos los deseos que, consciente o inconscientemente, le pedimos. Así, el pensamiento positivo puede (de manera casi mágica) crear resultados que alteren nuestra vida para ampliar la riqueza, salud o felicidad.

El libro ha vendido esta idea con más de 19 millones de copias en el mundo entero y fue traducido a 46 lenguajes.

Personalmente creo que materiales como “El secreto” son engañosos.

Hay valores y posturas a tener en cuenta, pero uno tiene que saber qué tomar y qué dejar. El New Age se ha convertido hoy en el nuevo espiritualismo, y es un mercado económico: piedras de curación, pirámides de energía positiva, música de relajación, etc. Todas estas “filosofías de vida” cuentan con una serie de características similares: intentan llegar al púbico de todas las religiones con "verdades comunes" (transversales a cualquiera de ellas), entienden a la humanidad como un núcleo universal e intentan investigar los eventos inexplicables de la naturaleza.

Las bases teóricas detrás del éxito de superventas de Rhonda Byrne no son una novedad. El New Age, de hecho, es una suerte de "coctel espiritual" porque mezcla o fusiona filosofías orientales (budismo e hinduismo) con el gnosticismo, el panteísmo, el teosofismo, la física cuántica y la metafísica.

El trago se prepara con un poco de hielo, una sombrilla, una gota de psicología moderna y mucho misticismo, se arman teorías que resultan atractivas y brindan instrucciones para una mejor calidad de vida.


Me gustaría aclarar que algunos conceptos e ideas de “El secreto” son muy interesantes para aplicar. Hay una cuestión que, indiscutiblemente, parte del sentido común. La gente con mala energía no encara la vida del mismo modo que alguien optimista, y es muy probable que esa “mala energía” acarree un distanciamiento social, potencialmente malas decisiones y un enfoque de vida deprimente. Pero de ahí a anunciar que “ese hombre tuvo un accidente en auto porque lo deseó” o “porque no tenía pensamiento positivo” (como afirma el documental) me parece un exageración absoluta.

“El secreto” (título indudablemente comercial) se construye alrededor de un aura de mucha mística y misterio que lo envuelve. No voy negarlo: la idea detrás de “El secreto” resulta atractiva.

Cuando la autora anuncia que nos va a “revelar” ese gran secreto (hasta entonces solo conocido por un privilegiado grupo), y que nos va a permitir alcanzar cualquier cosa que deseemos, la tentación de quererlo TODO es entendible. Automáticamente ambicionamos conseguir aquel increíble nivel de conocimiento que nos brindará un dominio completo de la vida.


Ahora: el documento exagera en forma desmedida algunas cuestiones para hacerlas parecer que son un dispositivo milagroso. El pensamiento positivo genera auto-convencimiento, motivación, perseverancia… Pero uno necesita trabajarlo, esforzarse e incluso precisa ciertas habilidades genéticas, físicas, un medio que permita expandir sus talentos, etc etc etc. Por más pensamiento positivo que tenga, un niño sin brazos no va a poder tocar el piano con sus brazos. Lo que es peor: afirmar que todo lo “malo” ocurre porque uno lo pidió llevaría a pensar que los judíos del Holocausto o los japoneses de Nagasaki merecían su destino…

Siempre me consideré bastante nihilista en este sentido. Creo que el mundo es mayoritariamente caótico, librado por muchísimas fuerzas que no podemos entender. Pero no hay una mano invisible racional ni mucho menos un genio que posea desea. Creo en el sincronismo, incluso en el karma. Pero me niego a pensar que todo el universo está construido sobre eventos no aleatorios y estructurado con el fin de una revelación final. La vida es inexplicablemente absurda y ampliamente injusta (aunque no por eso debemos vivir sin razones ni motivos).

En ese sentido, las ideas detrás de “El secreto” y su Ley de Atracción me confundieron. La falta de ejemplos o bases concretas ayudaron a que mi panorama nunca se aclare. El documental da para pensar que uno tiene que hacer muy poco para recibir absolutamente todo lo bueno de la vida.

Para empeorar las cosas, tenemos a visionarios como Bob Proctor admitiendo que no entiende la electricidad, y exponiendo que nadie en el mundo lo hace realmente (pero que no por eso no se beneficia de ella). Cualquiera.

La verdad detrás de todo es que los pensamientos negativos atraen acciones y reacciones negativas. Aquel que encuentra la forma de mirar lo positivo de la existencia alcanza un punto de puede ver oportunidades donde otros quizás no. Su consciencia se mantiene más alerta y despierta. A partir de ahí, depende de uno ir a buscarlas y aprehenderlas para alcanzar los objetivos realistas.

Nuestras acciones importan, tienen peso. Pero el mundo sigue girando aunque cerremos los ojos. La naturaleza actúa sin importarle nuestra ínfima existencia. No hay un genio que nos concede deseos, la vida es igual de injusta para todos. Pero hay herramientas y métodos para sacarle el mejor provecho, de hacer lo mejor de la situación que nos toca. Por supuesto, no me considero una entidad en esta temática y simplemente brindo mi opinión. He leído muchos ensayos al respecto de gente que la tiene más clara, pero también estudié a Nietzsche y Heidegger y me sentí más identificado.

Algunos ensayos sobre el tema que me sorprendieron por su claridad en la explicación son este, este y este. Los recomiendo a todos por igual.

Sin duda, la norma general de pensar “en positivo” es buena, entendiéndola como la idea de confiar en nuestras propias posibilidades, generar relaciones auténticas  con el resto y cultivar la autoestima. Pero claro… si “El Secreto” nos dijera esto sería una VERDADERA estafa: Rhonda Byrne no estaría descubriendo nada nuevo. El Secreto va mucho más allá: con menos bases científicas de las que afirma, y mucho mambo-jambo, nos acerca una teoría banal que no puede, bajo ningún punto de vista, ser tomada al pie de la letra.

Me gustaría saber qué opina el resto. ¿Leyeron “El secreto” o vieron su documental? ¿Qué les pareció? ¡Dejen sus opiniones!

………………………………………………………………………………………………….

=>> Otras notas del blog relacionadas con la temática de “auto-ayuda” que pueden interesarles: “¿Quién se ha llevado mi libro de autoayuda?”, un review de “El Alquimista” de Paulo Coelho y “Mientras escribo”, el ensayo autobiográfico del genial Stephen King.

………………………………………………………………………………………………….

 Podés seguir las nuevas notas y novedades (además de humor y críticas de cine) en mi fan-page: http://www.facebook.com/sivorilucianoSi te gustó, ¡compartilo o deja un comentario!



17 comentarios:

  1. Si aun no lo has leido no te pierdas Sonrie. o muere de Barbara E. Coincide con lo que piensas y realiza una exhaustiva investigacion sobre el asunto.

    ResponderEliminar
  2. Creo que lo tengo en mp3.....muy buena recomendación. Gracias, lo escucharé! :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Contame tus pensamientos cuando lo hayas hecho.

      Eliminar
  3. El documental es muy parecido al libro en el diseño y su tipografía, es un buen material para inspirar a tener una mejor actitud hacia la vida pero que en mi opinión no es la panacea, siempre será mejor como dices tener una actitud positiva que andar con una nube negra en la cabeza, saludos.

    ResponderEliminar
  4. Sii es genial el documental! Y también vi el El secreto del éxito? Que es el 3.

    ResponderEliminar
  5. Vi algo del documental... en realidad, como bien apuntás, esta "teoría" pertenece a este mezcladito de religones que ha degenerado en lo que llamás New Age. Lo positivo, creo yo, es justamente el pensamiento y la actitud optimista frente al caos de la vida, lo cual debería modificar nuestra percepción de la realidad y, de esta manera, irnos mejor en todo. No me animaría a desechar estas teorías, pero hay que leerlas con cautela

    ResponderEliminar
  6. Lei una parte del libro..honestamente no me dijo nada que no pudiera suponer. Como decís vos, la gente que piensa positivo vive distinto a la que piensa negativo. Lo demás era relleno.
    Y lo de que leí solo una parte fue porque llegue al 4to capitulo y me parecia que lo unico que hacia era leer una y otra vez las mismas cosas.

    No digo que no sea una buena idea y probablemente bueno para el cuerpo también "pensar positivo" pero de ahí a la magia del asunto, me reservo mis opiniones

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. (Reserva las opiniones, ¡que después se arma bolonqui!)
      La mayoría de los comentarios están de acuerdo con esta idea... me parece que no generé tanta controversia esta vuelta, je.

      Eliminar
  7. Vi la película porque soy muy haragana para leer el libro. Coincido con tu punto de vista en general . Rescato que el hombre es cuerpo , mente y espíritu y todas estas dimensiones deben ser alimentadas de buenos pensamientos y obras, si esto es así, la conexión con lo sobrenatural existe! . Esto permite encontrar los mejores caminos y hasta el logro de los sueños, y no por casualidad, sino por obra del Altísimo."Pidan y se les dará " , prueben y ya verán.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias por darte una vueltita y aportar, Silvia! =P

      Eliminar
  8. Bueno.. ok... 1º me gusto tu comentario.. Felicitaciones ! 2º Soy simplista. Todo, para mi, se reduce a lo eléctrico. Pero para ser mas explicito, te invito a leer la "Ley de Compensaciones Universales". Por ahora te sintetizo el corolario: La vida es un estado mental. Nuevamente Felicitaciones Lu !! Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La L.C.U es un gran clásico de la teoría sivoriana...

      Eliminar
  9. No puedo creer todo el tiempo que me dejaste pensando. No puedo dar una opinión que no esté bien formada asi que luego me pasaré a comentar más.
    Estoy fascinada con tu comentario de este libro.
    Saludos!
    Sofia

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias, Sofi! Por el comentario y por darte una vuelta. OJO, el comentario es sobre el documental, y no el libro (que no lo leí, ni pienso hacerlo)... pero sí, deposité un poco de lo que pienso de la vida (mi propia filosofía) en el post. ¡Saludos!

      Eliminar

Quizás te pueda llegar a interesar...